Fue el 03 de marzo de 1989 cuando Enrique Mendoza compró la Finca El Chaconero, cuentan que llovía tanto entre los meses de septiembre y octubre que nuestras tierras permanecían embalsadas hasta enero, de ahí viene su nombre “Las Tierras del Charco de Enero”.

El Chaconero vio nacer la persona de confianza de Enrique, el tío Antonio; sin parentesco familiar (por lo de tío) rápidamente congeniaron y reconvirtieron la explotación hortofrutícola en lo que hoy puede ser el viñedo más adulto de variedades foráneas en España.

El tío Antonio fue una persona muy fiel y su conocimiento del entorno le sirvió a Enrique para saber en qué zonas de Villena no debía adquirir más viñedo porque la presencia de las granizadas estaba casi asegurada todos los años.

“Enrique, por la zona de cárcel no compres viñas que esa zona no se salva”, contaba y no se equivocaba.

Fue una persona muy importante para Enrique en ese camino lleno de silencios.

Cumplió como un chaval de 20 años hasta que la Finca El Chaconero lo jubiló.

Cinco años antes había empezado a trabajar Tomás Navajas, un gran tractorista como los pocos que existen, que subido a su Jhonn Deere 2650 labraba y labraba que parecía que iba a llegar hasta La Mancha (Castilla La Mancha, su tierra natal).

Con su tractor de lunes a sábado y los domingos con sus perros de caza, era la persona más feliz que yo había conocido.

Se jubiló en la Finca El Chaconero tan labrada que aún nos dura.

Ya se había incorporado al equipo Juan Francés, otro tractorista que no dejó que Tomás parase el tractor.

Cada año que Juan cumplía años andaba más ligero, subía y bajaba del tractor como un galgo.

Le gustaba que el trabajo le cundiera, quería verse muchas parcelas labradas; así era como Juan valoraba su trabajo bien hecho.

La Finca El Chaconero lo jubiló más joven que empezó.

Y hace 5 años llegó otro Juan, Juan Ugeda Fita “El Fita”. Fotógrafo de afición, es la perfección en persona.

Cuando dos cosas son iguales no le valen, tienen que ser perfectas. El trabajo lo tiene que llevar al día, lo de ayer ya no cuenta, lo de hoy es tarde y sólo vale lo de mañana.

Con sus 60 años cumplidos que no dirías que tiene más de 50, va por la misma senda que sus compañeros el Tío Antonio, Tomás Navajas y Juan Francés.
La Finca El Chaconero sigue siendo testimonio de aquellas personas que se emplearon a fondo el campo.

0%
DESCUENTO

El Club Mendoza acoge a personas que destacan por sus valores y estilo de vida.

Y además consigues un 10% de descuento en todos nuestros vinos.

PERTENECER AL CLUB